Europa sigue ciega

Y si  no está ciega, mira hacia otro lado

El inmenso marrón político que supone asumir la llegada de refugiados por tierra, mar y aire, está provocando la inacción de los países limítrofes con las fronteras objeto de la inmigración ilegal. El barco de Open Arms continúa confinado en el puerto de Barcelona esperando los permisos que le permitan salir a navegar a asistir y rescatar vidas humanas.

El barco OPen Arms obligado a continuar en puerto

Anuncios

Objetivo prioritario: interceptar a Puigdemont

El Ministerio del Interior moviliza a sus efectivos por tierra, mar y aire ante la posible llegada del president Puigdemont

Al ministro Zoido no le gustaría que Puigdemont se la volviera a colar. Policías y guardia civiles controlan las llegadas procedentes del extranjero para evitar que el presidente catalán se cuele en un maletero o en parapente para asistir a la sesión de investidura del Parlament.

Puigdemont puede entrar en España

Polémica con las chirigotas

Una de las representaciones cómicas presentaba a Puigdemont en la picota a punto de ser decapitado

La comparsa gaditana representaba humorísticamente la siguiente escena: «Según el articulo 155 de la Constitución española de España y la humanidad se condena por alta traición al gafas que está ahí atrás. No sabemos si cortarle la cabeza o mandarlo a pelar. Que entre el condenado que tenemos que empezar a cantar». Pero ya sabemos que en este país, la risa va por barrios.

Polémica chirigota

Arrimadas contra los hologramas

La presidenta de C’s en Catalunya asegura que “no puede haber un presidente holograma en Cataluña”

Además ha añadido: “Que dejen de hacer el ridículo. Que asuman la realidad y bajen del Matrix en el que viven.  No se puede ser presidente de Cataluña desde Bruselas y por Skype”.

A Arrimadas no le gustan los hologramas

El Supremo deja a Oriol Junqueras en prisión

El alto Tribunal considera que Junqueras no reniega de la vía unilateral

Decisión unánime de los tres magistrados en desestimar el recurso que el líder de ERC les había planteado desde la prisión. Mientras, en Roma, Iñaki Urdangarín (condenado por el caso Nóos, a la espera de su recurso de casación ante el mismo tribunal) disfruta tranquilamente de unas agradables y reales vacaciones familiares.

Vacaciones dispares